viernes, septiembre 14, 2007

Chanclas desastrosas

Patricia, dime una cosa. ¿Cómo quieres mejorar?
Gónzalo, la verdad, la puritita verdad, no sé, bueno, más o menos, quiero tener hijos con un güerito y así, mejorar.
¿Qué? Pero, no entiendo tu lógica.
Sí, así, como lo escuchaste. Pero, la verdad es que no me gusta hablar de eso. A algunos les molesta, pero otros me entienden.
Yo ni te entiendo ni me molesto, sólo me parece raro.
A mí también. Una vez tuve un novio moreno y mi abuela y mi papá me dijeron que no me meta con indios. Y él no era indio, sólo moreno. Toda la vida me ha dicho mi familia que mejore la raza y se ríen.
Sí, lo he escuchado. No me gusta eso. A mí también me lo han dicho.
Ah, y eso no pasa sólo en México, pasa en muchas partes del mundo.
Oye, Patricia, pero eso es racismo del malo, ¿no?
Ay, Gónzalo, no me salgas con esas cosas, el mundo así funciona, es más fácil conseguir trabajo, placeres y un trato mejor de la gente al ser de raza blanca, y güera, más.
Sí, lo he notado, es evidente.
Hay un chavo que me gusta mucho, seguido voy a su casa y me quedo a dormir con él, pero es de rasgos indígenas, así que no lo muestro. No se lo presento a mis amigos y a mi familia menos. Mi padre una vez que estaba medio pasado de copas me dijo que si yo me casara, incluso que si me veía con un indio me quitaría el departamento y el coche. ¿Qué hago?
No, pus, no sé. Digo a mi no me importa si estoy o no estoy con alguien así o asado mientras me sienta cómodo con esa persona.
Mmmm...
Lo que sí es que no me metería con alguien que piensa como tu papá. Es más, a veces los rechazo.
Gónzalo, pero, creo que él te rechazaría primero y no te daría trabajo, si fuera el caso de que se lo pidieras.
Hay mucha gente con poder, poquito (como tu papá) o mucho, que no son como él.
Mira al mundo y dime qué países lo controlan. Ajá, los blancos. Dime quiénes tienen el mejor arte, los mejores apoyos, las mejores organizaciones sociales, etc. Los blancos.
Creo que está más complejo que eso, Patricia. No se puede entender el mundo desde las cuestiones raciales.
Gónzalo, ¿quieres otra taza de café?
No, creo que voy a pedir un té y una torta.
Aquí no venden tortas, que gracioso eres.
Bueno, una chapata de jamón con queso.
Mesero, me traes una chapata de jamón, un té y otro capuchino para mí. Ah, bueno, y una galleta de avena.
Patricia, debiste ver tu cara. Te sonrió sinceramente y tú le hiciste una mueca espantosa, como si él tuviera un pedazo de caca embarrada en la cara. Y eso que es blanquito, más blanquito que tú.
Sí, pero, es un pinche meserito.
¿Qué? ¿Ahora también los meseritos? Y qué más. Bueno, sí, también un homosexual o una persona preocupada por el bien común y la equidad social, que para ti ha de ser un comunista de porquería.
Gónzalo, cómo supiste. Pero, bueno, yo tengo amigos gueys, son divertidos, son como una amiga y me dicen cosas bien chistosas de sexo que yo no me atrevería a decir.
Oye, Patricia, y la gente que no le parece lo más importante el dinero y la vida empresarial.
¿Qué otras cosas les puede interesar? ¿El arte? ¿Las cuestiones sociales? ¿Los libros?
No sé, Patricia, cualquier otra cosa, pero el dinero no.
Pus, qué ingenuos, como dice mi papá. La humanidad se ha construido hasta la fecha gracias al dinero. Sin el dinero, creo que no estaríamos tamando este café tan tranquilamente.
Bueno, en parte sí, pero ya, que hueva. Mejor cancelamos lo que pedimos y nos vamos a tu casa, ¿no? Dijiste que tienes un colchón nuevo formidable, ¿no?
Ay, Gónzalo, sólo piensas en eso, a ti no te preocupa el dinero, si no el sexo.
Bueno, no tanto. Pero, ya, no que querías hablar de otras cosas. ¿Te rasuraste bonito?
¡Gónzalo! Shhhh, nos van a escuchar.
¿Y?
Yo soy una mujer decente. No puedo exhibirme de esa manera.
Patricia, se me ha estado olvidando algo, con toda esta temática, tu familia es de Tlaxcala y es morena y es de origen tlaxcalteca.
Sí, bueno, mmm, pero los tlaxcaltecas le ayudaron a los españoles cuando llegaron a estas tierras. A tus tatatarabuelos.
No me chingues, Patricia, estás diciendo puras sándeses, no lo puedo creer. Es incríble.
Gónzalo, ¿te quieres casar conmigo?
¡¡¡¡Qué!!!! Bueno, tú estás loca. Quieres mejorar la raza conmigo, jajaja.
¿Te estás burlando de mí?
Sí.
....buuu...
Patricia, no llores, no es para tanto.
No sabes cómo he sufrido por ser como soy.

4 comentarios:

Hanayori dijo...

Hola niño, que cosas, racismo en esta epoca aun...

Pensar en dinero o sexo, prefiero lo segundo es mas divertido, te reditua más y es una excelente inversion...

Casamiento, uy todos piensan en eso y nada que le llegue a la Lizzy :(

Anónimo dijo...

sé quien es Gonzalo, pero.... Patricia no¡

MACARIO dijo...

Señor Guka! qué sorpresa verle por mi blog.

Buen post por cierto, me imaginé a Patricia muy bien rasuradita...

Busqué su mail en su perfil pero no aparece, es por eso que le paso yo el mío: axtelillo@hotmail.com

Le ruego me agregue y me mande un mail indicándome su dirección de correo o me lo dé a través de mi blog, por favor, es necesario que le contacte señor Guka.

sirako dijo...

patricia me cae bien...
¿le gustan los gordos?